Uncategorized

El porno siempre ha rodeado a la humanidad

rodea la humanida

El porno español ha existido desde que el hombre fue capaz de pensar. Una vez que la industria se hizo grande ahora ha estallado como un gigante en el entretenimiento debido a la Internet. La mayoría de las personas con acceso a la red se ha visto porno español, ya sea de forma intencional o “accidentalmente”. Esta lista da un vistazo a ocho de los hechos más oscuros que rodean el porno español.

1 . A pesar de que puede sonar como una mentira, la parte del cuerpo que los hombres miran más en una actriz de un video porno, no son sus senos ni tampoco su trasero, sino su cara. Para ellos, la cara despierta de una mujer es mucho más erótico que cualquier otra parte de su cuerpo. Esto es por qué hay tantas expresiones faciales en las actrices que vende aún más que su propio cuerpo.

2 . El término más buscado en páginas porno español es “MILF” (Madre que me gustaría follar), relacionado con las mujeres exuberantes, maduras. El siguiente término es todo lo contrario: “porno adolecentes en español”.

3 . Hay muy poca originalidad en la pornografía. La mayoría de las páginas eróticas no tienen su propio contenido original, que acaba de reproducir vídeos y fotografías que podrá ver también en otras páginas.

4 . En algunos países, ver porno español es un acto ilegal. No obstante, los videos eróticos están permitidos en algunos lugares, como en hoteles, en el que alrededor del 70% de los clientes ven el canal porno.

5 . Hace 12 años, había 7 mil páginas web dedicadas a la pornografía. En estos días, podemos encontrar más de 4 millones de páginas de porno español en todo el mundo.

6 . En toda España, la zona que más consume porno es Barcelona. Curiosamente, este es también uno de los estados más conservadores, que es en realidad donde la mayoría de la comunidad de actores reside.

7 . En cualquier momento dado durante el día, hay alrededor de 30 millones de personas que ven pornografía en el mundo. No te sientas solo.

8 . Mientras que las imágenes de desnudos de los seres humanos han existido durante tanto tiempo como la civilización, no fue hasta la época victoriana que la pornografía, en el sentido de que sabemos, existía. Antes del siglo 19, había unas pocas leyes con respecto a la conducta sexual, pero ninguna sobre las imágenes de la sexualidad.